martes, 11 de marzo de 2014

Manipulación y censura en las revistas científicas

Dos artículos publicados en los dos últimos números de Discovery DSalud sobre las revistas científicas como instrumento de poder del Modelo Médico Hegemónico.

Manipulación, falsificación y censura en las revistas científicas de élite

Estudios recientes publicados en las propias revistas así como declaraciones de editores y autores de renombre confirman anteriores denuncias de analistas independientes: la manipulación y falsificación de datos, la censura a través del peer review, las perversiones metodológicas, las prioridades de investigación y publicación de las multinacionales farmacéuticas o el conocido como medical ghostwriting -médicos que cobran hasta 50.000 dólares por firmar artículos preparados por las empresas- son prácticas habituales en las revistas científicas más importantes del mundo. Y el último toque de atención lo acaba de dar Randy Schekman, Premio Nobel de Medicina 2013, quien ha anunciado que ¡no volverá a publicar en las tres revistas líderes: Nature, Science y Cell! Suma así su nombre a la larga lista de investigadores que se revelan ante los grupos de poder que pretenden controlar los postulados científicos.

Jesús García Blanca. Artículo publicado en el número 168 (febrero, 2014) de Discovery DSalud


Los pesticidas, mucho más peligrosos de lo que se reconoce
Científicos de todo el mundo apoyan a Gilles-Eric Seralini frente a Monsanto

El artículo que el prestigioso profesor de Biología Molecular de la Universidad de Caen y presidente del Consejo Científico de Investigación Independiente en Ingeniería Genética de Francia, Gilles-Eric Seralini había publicado en Food and Chemical Toxicology fue vergonzosamente retirado porque demostraba que tanto el maíz transgénico como el herbicida Round-Up -ambos de la multinacional Monsanto- son muy peligrosos para la salud. Una decisión que la revista adoptó poco después de contratar como editor ¡a un antiguo empleado de esa multinacional biotecnológica! Pues bien, casi novecientos científicos de todo el mundo han denunciado tan lamentable censura impropia de una publicación que se supone debería regirse por la ética. Y lo que es más grave: un nuevo estudio demuestra que los pesticidas son ¡mucho más peligrosos de lo que se reconoce!

Jesús García Blanca. Artículo publicado en el número 169 (marzo, 2014) de Discovery DSalud